¿MI PERRO PUEDE SENTIR CELOS?

Los animales también sienten

| OnPets

¡Ay, los celos! Si tan sólo no existieran, el mundo estaría más tranquilo. Pero es inevitable sentirlos, pues es tan complicado impedir ese terrible sentimiento que carcome las emociones y las transforma en inseguridad, enojo, desconfianza e inquietud.

Es natural que el ser humano sienta celos, ya que surge como un reflejo de amenaza ante la pérdida de la persona amada. Pero, aunque parezca una cualidad inherente de las personas, déjame decirte que tu perrito también puede sentirlos.  ¡Sí, así como lo lees!

Tal vez, te ha pasado que cuando estás con tu mascota y ves a otro perro en la calle o visitas la casa de un amigo, tu reacción es acariciar a su perro, ya sea por cortesía o porque te gustó; pero cuando haces esto, tu peludito se muestra más cariñoso contigo o se interpone entre tú y el “otro perro”, probablemente este gesto se te haga tierno, pero déjame decirte que justo en ese momento, tu mascota está sintiendo celos.

El estudio de la profesora Christine Harris, en donde el dueño del perro tenía que centrar la atención en tres objetos: un animal de peluche, leer libro, y otro objeto. En el primer caso, el perro pensó que el peluche era real, por lo que demostraba sus celos a través de gruñidos o incluso lo atacaba, mientras que en los últimos casos, sólo trataba de llamar más la atención de su amo.

Como puedes darte cuenta, los perros también tienen sentimientos encontrados, y la actitud que ellos demuestran para demostrar sus celos es gruñendo, empujando o ignorando al “rival”, o en caso contrario, tratando de llamar la atención del dueño, ya sea haciendo algún juego que tengan entre ambos o siendo más cariñosos.

Los celos que reflejan los perros no son como los del ser humano, que aparecen como consecuencia de una infidelidad, aspectos psicológicos o el entorno social, sino por cuestión de marcar territorio, por seguridad y protección a su dueño. Esta situación surge porque los animales son territoriales por excelencia, siempre van a defender su área, ya sea atacando a otro animal, o en todo caso, atrayendo la atención de su amo.

Así que, la próxima vez que veas que tu peludito se muestra agresivo ante otros perros, es porque está celoso. Lo único que debes hacer es seguirlo mimando y darle atención en ese momento, para que no se sienta relegado.

 

Por Flor Vega Castillo

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *