¿CÓMO ES VISTO EL VERANO EN DIFERENTES CULTURAS?

Sorpréndete con la manera en que el verano es visto en diferentes culturas

El verano no sólo significa playa, sol y arena. Desde la antigüedad, esta temporada es importante para diversos grupos sociales. Quédate a leer y descubre cómo es visto el verano en diferentes culturas.

 

¿CUÁNDO INICIA EL VERANO?
En primer lugar, el verano inició el viernes 21 de junio, en el hemisferio norte. Esta estación, que se caracteriza por ser la época más calurosa del año, tiene una historia peculiar. Sigue leyendo y descúbrela.

 

LOS FENÓMENOS ASTRONÓMICOS
De hecho, el cambio de las estaciones viene acompañado de fenómenos astronómicos. Estos son importantes en la celebración de algunas festividades para civilizaciones antiguas: los equinoccios y solsticios.

Si bien se emplean estos términos indistintamente, es importante diferenciarlos.

 

EL EQUINOCCIO Y EL SOLSTICIO
El equinoccio, que sucede en marzo y diciembre, marca el inicio de la primavera y el otoño. En estos episodios el Sol queda sobre el Ecuador, lo que hace que la noche y el día tengan casi la misma duración en toda la Tierra.

El solsticio, en verano e invierno, responde al grado de inclinación de los polos terrestres. Dependiendo de su grado de inclinación, nuestro planeta recibe por secciones mayor o menor cantidad de luz solar.

 

EL DÍA MÁS LARGO DEL AÑO
Por otro lado, el solsticio de verano marca, para la parte norte de la Tierra, el día más largo del año. Lo anterior se debe a la inclinación del eje terrestre, ocasionando que el Polo Norte se encuentre más inclinado hacia el Sol.

De esta manera, las personas que habitan en el hemisferio norte experimentan el día más largo del año. Para quienes viven en el hemisferio sur, ellos experimentan en esta fecha el solsticio de invierno y, por ende, el día más corto del año.

 

STONEHENGE
En tierras británicas, aún no está claro el empleo que se le daba a este lugar, aunque entre las principales hipótesis se encuentran calendario astronómico o centro de culto religioso.

El día del solsticio de verano la luz solar atraviesa el eje central de esta construcción monolítica y toca directamente la heel stone.

Aunque actualmente no se puede pasar al lugar por cuestiones de seguridad en esta fecha, muchos visitantes acuden con la idea de cargarse de energía.

 

TEMPLO DE KUKULKÁN
Esta pirámide ubicada en Chichén Itzá, Yucatán, era donde los mayas rendían culto a Kukulkán —serpiente emplumada— por lo que no resulta extraña la ornamentación alusiva a este reptil.

Lo que sorprende son los fenómenos que registra a través de juegos de luces y sombras durante equinoccios y solsticios.

 

LA ILUMINACIÓN DE LA PIRÁMIDE
Durante el solsticio de verano, la mitad de la pirámide de Kukulkán queda iluminada por los rayos solares mientras la otra mitad queda en oscuridad total.

Si bien el efecto no es tan impresionante como el de la serpiente descendiendo por la pirámide durante los equinoccios, queda de manifiesto los grandes conocimientos de astronomía, física y construcción de los mayas.

 

LA NOCHE DE SAN JUAN
Ahora, respecto a las tradiciones de verano, la más popular es la noche de San Juan. Esta es una mezcla de prácticas paganas que no pudieron ser erradicadas y se fusionaron con el cristianismo.

Anteriormente se encendían hogueras y se realizaban homenajes en honor al Sol para darle más fuerza, pues en Europa a partir de este momento los días se hacen más cortos. No obstante, con el cristianismo se empezó a asociar esta fecha con San Juan.

 

LA FECHA ORIGINAL
Aún existe una variación importante sobre cuál es la fecha original. Algunos aseguran que es el 21, otros el 24 de junio.

Actualmente se cree que pedir deseos este día hace que se cumplan con mayor facilidad y, si alguien quiere deshacerse de emociones o sentimientos negativos basta con que los anote en un papel y lo queme/entierre.

 

EL VERANO EN 2019
Hoy en día, diversos estudios antropológicos demuestran que somos una sociedad que se preocupa cada vez menos por la observación de los astros. Si bien la fascinación por las estrellas no está en su auge, el solsticio de verano sigue presente.

De hecho, Ari Aster en su nueva película Midsommar retoma una festividad sueca que tiene como eje central el verano para presenciar una relación tortuosa enmarcada en una parte del mundo que recibe luz solar casi durante todo el día.

 

MANTENTE INFORMADO
Ahora ya sabes que el verano no siempre ha sido sólo un símbolo de vacaciones. También ha sido parte esencial en las culturas.

En On Culture siempre tenemos datos curiosos que sorprenden. Llénate de información y sigue nuestras redes sociales.

 

Por Gilberto Cornejo / Twitter

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *