¿De qué se trata la nueva tendencia del Food Porn?

Food Porn, la nueva forma en que la comida atrapa tus sentidos

Seguramente, has escuchado la palabra Food Porn en internet o lo has visto en los hashtags de Instagram. Su traducción literal es comida pornográfica, pero no es lo que te estás imaginando, no eches a volar la imaginación.

Este término no es nuevo, así que no creas que se le ocurrió a algún Blogger, influencer o es un neologismo. Apareció por primera vez en un libro llamado Deseo femenino, escrito por Rosalind Coward. ¡No, el libro no era sobre gastronomía!

El Food Porn es la nueva forma en que la comida desata tus sentidos a través de fotografías. Estas imágenes gastronómicas incitan al erotismo, a un deseo culinario. La gula, un pecado capital, evoca los instintos más insaciables, produciendo un deleite visual ante aquél que contempla la imagen.

La gastronomía ha dado un gran paso, al sobrepasar la cocina y colocarse en ámbitos artísticos.

El Food Porn se ha convertido muy popular en redes sociales, pero sobre todo en Instagram, ahí es el rey. Es posible ver en publicidad o en cientos de perfiles miles de fotografías de platillos exquisitos que derriten la mirada.

Tanto fotógrafos como aquellos profesionales en la licenciatura en Gastronomía han hecho uso de este estilo culinario. Con la intención de resaltar sus productos.

 

¿Qué debe predominar en una fotografía Food Porn?

Es este estilo de fotografías todo es primordial, la luz, la textura de la comida, el encuadre adecuado, la posición de los ingredientes. No sólo es tomar una buena foto, y que el alimento se vea bonito.

Al ser Food Porn, también puede tener un doble sentido en sus fotografías, por ejemplo: un plátano chorreando lechera; una mitad de toronja, haciendo alusión al genital femenino, etcétera.

La intención del Food Porn es que la comida cause deseo a primera vista; que al ver la fotografía provoque seducción, apetito gastronómico.

De este modo, la cocina se abre un paso a una gastronomía más vanguardista. En donde resalta el arte, la estética y la semántica en los alimentos.

Si quieres conocer mucho más da clic aquí.

 

Quizá te interese: ¿QUÉ ESTUDIAR SI ME GUSTA VIAJAR?

 

Por Flor Vega Castillo

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *