¿Qué es un ‘booster’ de belleza?

 ¿A caso es lo mismo un sérum que el ‘booster’?

El mundo de la belleza ha inundado los aparadores con cientos de productos cosméticos que ayudan al cuidado de la piel. Uno de ellos es el booster, y se ha convertido en imprescindible para varias mujeres.

Los booster definitivamente llegaron para quedarse e imponerse en las rutinas de skincare. Sin embargo, aunque están haciendo eco en el mundo de la belleza, se les suele confundir con los sérums. Y no, no son lo mismo, ya que son productos cosméticos diferentes, y cada uno aporta beneficios distintos al cuidado de la piel.

¿Qué es un booster de belleza?

El booster es un potenciador, un aumentador de otros productos cosméticos, que está hecho para cubrir ciertas necesidades de la piel. Su alta fórmula de ingredientes activos ha convertido a este nuevo elemento de belleza como “concentrado o ultra concentrados”.

Este producto cosmético aporta muchos beneficios a la piel, entre ellos:

  • Ayuda a combatir el exceso del cebo en la piel grasa.
  • Elimina toxinas
  • Combate la flacidez de la piel.
  • Da un efecto detox al cutis.

Gracias a todos los nutrientes y agentes activos que tiene el booster, éste ayuda a combatir problemas específicos que se presentan en la piel. Por ejemplo, ayuda a combatir el acné, las manchas, la piel rosácea, entre más. Y de hecho, es mucho más efectivo que otros productos cosméticos, e incluso que el sérum.

También te puede interesar: ¿Cuál es la diferencia entre los sérums y los aceites?

¿Por qué se diferencia del sérum?

Erróneamente se ha penado que el booster es igual que el sérum, pero no es así. Cada uno tiene propiedades diferentes que ayudan al cuidado de la piel. La primera diferencia es la textura, ya que el sérum es menos líquido, y éste puede hidratar las capas más profundas de la piel.

El sérum se utiliza para preparar a la piel y que los productos después utilizados hagan su efecto; mientras que el booster tiene una concentración más alta de activos, por lo que su acción de belleza es más específica.

También se le ha considerado al booster como un “pre-suero”, por lo que se usa primero que el sérum u otros productos cosméticos para cuidar la piel. De este modo, el booster actúa como una base para los demás elementos de belleza. Asimismo, el booster potencia el efecto que se quiera lograr en el cuidado de la piel, ya sea: hidratación, iluminación, renovación celular, detoxificación.

Si vas a añadir el booster a tu rutina de belleza, entonces después de lavar tu cara aplícalo. En seguida ya puedes usar el sérum o alguna crema hidratadora. O en todo caso puedes aplicar unas gotas de booster a tu crema. El uso de este producto cosmético no tiene una edad en particular, se puede utilizar cuando se necesite.

 

Por Flor Vega Castillo

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *